viernes, 19 de septiembre de 2014

Un escéptico optimista. Contento.


¡Felicidades ESCOCIA!


Desde España.


El pueblo escocés ha demostrado su sabiduría de forma ejemplar. Lo lamentable es la irresponsabilidad de los políticos que justifican su existencia de la forma más miserable, dividiendo a los ciudadanos, sembrando el rencor y, destacando las diferencias. Se han olvidado de lo que los une.


Mal Sr. Cameron, mal Sr. Salmond. Ninguno de los dos merece representar al Reino Unido, ni en una partida de parchís.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada